Los Billetes, las Monedas y la Contaminación

Las Monedas y la Contaminación tienen una relación íntima.

 

billetes-y-monedas

Evolucionamos hasta llegar al uso de monedas y billetes. Fuente: Janeb

Leyendo este completo artículo aprenderás sobre dos elementos esenciales en nuestras vidas: Las monedas y la contaminación.

Este binomio será analizado desde las ópticas del medio ambiente, el avance tecnológico, las potencialidades, principalmente.

Dicho estas palabras, a leer el artículo escrito por Marcelo Moscoso Pantoja, consultor ambiental.

En la antigüedad, la gente no necesitaba dinero.

Se conseguía todo lo que se necesitaras a través del trueque, intercambiabas algo que no necesitabas para algo que sí demandabas.

Las mercancías como dinero

 

Hace miles de años, el primer dinero era el dinero de las mercancías.

El dinero de las mercancías variaba de un lugar a otro, dependiendo de lo que la gente local valoraba, por ejemplo, conchas, sal y clavos de hierro.

Pero muchas de las formas de pago antiguas eran difíciles de llevar y podían perder su valor.

Vaya a saber que siempre las monedas y la contaminación tuvieron relación íntima.

El material del dinero

 

A su debido tiempo, fueron reemplazados por monedas (piezas de metal) de oro, plata, bronce y cobre y mucho más tarde se desarrolló papel moneda por primera vez en China.

Sabías que:

Los productos básicos son cosas que todo el mundo valora lo suficiente para negociar y aceptar como pago.

El dinero es el bien o activo más utilizado y buscado en el planeta.

Y claro que las Monedas y la Contaminación van juntos, un asco, menos que en el dinero digital … claro está.

La transferencia con papel moneda ha sido el modelo de intercambio económico desde que se invento en China alrededor del 1000 DC.

Quiere decir que desde esta fecha ya se usaban diferentes recursos naturales para crear billetes, pero también para ser un medio ideal para intercambiar virus y bacterias como veremos a continuación.

Las monedas y la contaminación con gérmenes 

 

A finales de 1800 y principios de 1900, los científicos comenzaron a teorizar que la transmisión de dinero se asociaba con la transmisión de enfermedades.

Las técnicas científicas modernas han confirmado estas teorías y han demostrado que los organismos patógenos viables (virus, bacterias y hongos) pueden encontrarse en las superficies tanto del papel como en las monedas.

Entonces, nos encontramos que los billetes y monedas pueden ser medios ideales para transmitir enfermedades.

¿Cuantos recursos naturales se necesitan para elaborarlos?

 

Los billetes modernos están hechos de una mezcla especial de algodón, lino, otra fibra textil y gelatina animal para el revestimiento superficial de billetes con pequeños segmentos de fibra.

La combinación de algodón / lino / fibra de billetes produce un vínculo fuerte y no se separan, a diferencia de las fibras de papel ordinario.

¿Qué cantidad de recursos naturales son necesarios para elaborar el dinero y cuantos procesos químicos se necesitan para convertir esos materiales en papel moneda?

Y pasamos a los materiales sintéticos.

Muchos países han sustituidos billetes de papel por plástico, sustratos de polímeros.

Aunque el propósito principal para el desarrollo de este sustrato de polímeros plásticos era mejorar la seguridad, se ha demostrado que este material tiene una mayor resistencia al desgarramiento que el papel, más resistente al plegado y suciedad, es no poroso y no absorbe agua o sudor.

Dadas estas características, los billetes de polímero pueden estar más limpios que el papel moneda.

“Los estudios han demostrado que los billetes de banco a base de polímeros a menudo tienen un conteo bacteriano relativamente bajo en comparación con los billetes de papel de algodón.

Esto puede ser debido a diversos parámetros físico-químicos de los polímeros”.

Muy bien, son resistentes al uso constante, pero todos los billetes elaborados con plástico están hechos de polímeros biodegradables?

¿Cuanto tiempo tarda en biodegradarse un billete de plástico?

 

Investigaciones han demostrado que el papel moneda sirve como un caldo de cultivo ideal para los microorganismos.

El papel ofrece una gran superficie para los organismos y para recoger residuos orgánicos.

Los pliegues y/o depresiones deliberadas o proyecciones específicamente diseñadas en el diseño de los billetes como métodos de lucha contra la falsificación sirven como sitios de sedimentación para los organismos y los residios, que permiten a los microorganismos vivir más tiempo.

La edad de los billetes y la carga de microorganismos 

Los billetes del banco recorren un largo camino a través de la población durante muchos años antes de que sean sacados de circulación.

Estudios indican que el tiempo que se mantenga en circulación un billete y su denominación tienen una correlación directa con la contaminación observada.

Es decir que, mientras mas antigüedad tenga un billete mayor será su contaminación, mientras mas nuevo sea menos contaminación.

Un individuo que vive en condiciones antihigiénicas que tienen hábitos antihigiénicos contaminará los billetes o monedas con bacterias.

  • El lavado indebido de las manos después de usar el inodoro,
  • el recuento de billetes de papel con saliva,
  • la tos y el estornudo en las manos,
  • luego el intercambio de dinero,
  • y la colocación o almacenamiento de billetes en superficies sucias conduce a la contaminación y estos billetes actuarán como un vehículo que transmite bacterias para contaminar las manos del siguiente usuario.

 

Transferencia de bacterias y contaminación

 

Acerca de los Billetes, las Monedas y la Contaminación

El uso de billetes y monedas tiende a reducirse dando pie a las transacciones electrónicas. Fuente: Jonas.-

Los individuos de casi todos los antecedentes socio-económicos rutinariamente tienen y transfieren papel moneda.

Cualquier objeto que pueda propagar enfermedades contagiosas en una población diversa debe considerarse un riesgo para la salud pública.

Por lo tanto, la moneda tiene un papel importante en la transmisión de microorganismos patógenos y presenta un riesgo moderado para la salud pública.

El dinero comúnmente se transmite entre los individuos

 

Investigaciones sugieren que la moneda sucia podría albergar microorganismos dañinos que también se depositan en las máquinas de contar monedas y en el ambiente de las salas de recuento, lo que representa un riesgo tanto para los clientes como para los banqueros.

Varios estudios se han llevado a cabo sobre el tema de la salud pública y el dinero.

Uno de los últimos lo llevó a cabo los investigadores de la Universidad de Nueva York.

Ellos determinaron que en un billete de dólar se detectaron más de 3.000 patógenos como el Staphylococcus aureus y la E. coli., según consumer.es

No está claro cuánto tiempo las bacterias pueden sobrevivir en el papel o cuántos organismos pueden ser transferidos en un ciclo completo de transmisión de mano a papel a mano.

Aunque poco se ha escrito sobre el potencial de los billetes, monedas para convertirse en reservorios y vehículos para la transmisión de patógenos, los datos se han ido acumulando en silencio.

“Un individuo que vive y tiene condiciones antihigiénicas contaminará el dinero con las bacterias.

Éste actuará como un vehículo para entregar las bacterias y contaminar las manos del siguiente usuario”.

Dato interesante: Cuanto menor sea la denominación del dinero, mayor será la contaminación microbiana de la moneda.

El material y los microbios

 

Varios estudios han reportado una contaminación bacteriana del 60% hasta el 100% en el papel moneda.

Un estudio realizado arrojó los siguientes resultados:

“El 86% de los billetes de Palestina, el 69% de México, el 91,1% de billetes colombianos, el 90% de billetes sudafricanos estaban contaminados con bacterias patógenas o potencialmente patógenas con un crecimiento bacteriano mixto”.

Los billetes en circulación están contaminados con varios agentes microbianos, de los cuales la mayoría son resistentes a los antibióticos de uso común y por lo tanto representa riesgos para la salud pública, para la comunidad y las personas que manejan billetes.

La contaminación de la moneda en EE. UU.

 

Varios estudios en los Estados Unidos de Norteamérica informaron de la contaminación de monedas y billetes de papel y revelando la presencia de microbios patógenos como Staphylococcus aureus, Escherichia coli y Klebsiella enterobacter.

Un estudio de la moneda estadounidense aisló 93 tipos de bacterias (pertenecientes a la especie Staphylococcus, Streptococcus, Enterobacter, Acinetobacter, Pseudomonas, Bacillus, Diptheroids, Klebsiella pneumoniae y Escherichia vulneris).

Por lo tanto, la contaminación microbiana del papel moneda no sólo se limita a las naciones en desarrollo.

¿Cómo se contamina el dinero?

 

La fuente de contaminación del dinero se debe al manejo y uso.

En diferentes estudios hubo especial preocupación por el hallazgo de Shigella y Salmonella, lo que indicó contaminación fecal.

Lee también: ¿Cuáles son los lugares más sucios del hogar?

“Este hallazgo apoya la teoría de que las personas que preparan alimentos después de manejar billetes contaminados tienen un mayor riesgo de infectarse a sí mismos y a otros con patógenos alimentarios”.

Además, los billetes de menor denominación mostraron tambien la presencia de bacilos responsables de causar tuberculosis.

El estudio de la posible contaminación de la moneda en circulación con parásitos intestinales no se le ha dado el interés que merece.

Se reveló que el 60,2% de los billetes y el 56,6% de las monedas obtenidas de trabajadores relacionados con la alimentación se habían contaminado con una o más especies parasitarias.

  • Un examen de las manos después de contar el dinero reveló el hallazgo de huevos de ácaros, anquilostomas y tenias.

 

¿Qué mejor evidencia de la relación de las monedas y la contaminación es la mencionada?

El dinero y monedas contaminadas son un riesgo para la salud pública cuando están asociados con el manejo simultáneo de alimentos, y la moneda puede propagar infecciones, además de que pueden consumir una gran cantidad de recursos naturales necesarios para elaborarlos.

Manipular dinero y alimentos

 

Existe la posibilidad de que los billetes y monedas transporten bacterias, hongos y parásitos, así como su capacidad potencial para propagar agentes infecciosos.

La moneda que circula en diferentes partes del mundo podría servir como vehículo para la transmisión de organismos patógenos o potencialmente resistentes a fármacos y la contaminación podría deberse al uso y manipulación de la moneda.

Los billetes con base de algodón proporcionan una superficie fibrosa.

El algodón proporciona una amplia oportunidad para las bacterias, y cuanto más tiempo en circulación tenga, más oportunidad hay para que se contamine.

Las medidas higiénicas como el lavado de manos a fondo con jabón después de usar billetes y  retirar dinero del cajero automático se debe tomar muy en cuenta. 

La costumbre de guardar dinero en zapatos y calcetines o debajo de las alfombras debe ser descartada.

Además, debemos evitar el uso de saliva durante el recuento de billetes de divisas, así como desistir de colocar el dinero en la boca y morderlo.

“Los vendedores de alimentos deben ser educados para evitar la posible contaminación cruzada entre billetes y los alimentos que venden”.

La facilidad que tienen los billetes y monedas para convertirse en una rica fuente de contaminación representa un desafío importante en el siglo XXI.

El dinero virtual o digital y el ambiente

 

Las monedas virtuales o monedas digitales, son conocidas como el dinero del presente – futuro.

Sirven y servirán como una solución para evitar algunas de las enfermedades que pueden transmitirse a través de billetes y monedas.

Servirán para evitar posibles enfermedades, pero…

… las tecnologías que están detrás de las monedas digitales podrían generar otro problema sumando mas CO2 a la atmósfera …

El dinero no se escapará de la revolución digital.

El uso de las monedas digitales esta creciendo exponencialmente a medida que pasan los meses.

Los bancos, entre otros entes financieros, lo saben muy bien, y están trabajando para acelerar ese cambio de papel moneda a las monedas digitales.

Para mis amigos informáticos, que sean expertos en el tema del dinero digital, les digo que trataré el tema de forma superficial.

No me adentrarme en ahondar en los distintos conceptos como: monederos digitales, dinero virtual, dinero móvil.

Sobre la moneda digital

 

Usaré el termino “moneda digital” solo de forma global, para hacer la distinción entre papel moneda y moneda digital como el futuro dinero.

Aunque es futuro para algunos, pero presente para otros, ya que, muchos realizamos ya transacciones digitales a diario.

El dinero es necesario para una economía moderna, ya que se utiliza en prácticamente todas las transacciones que permiten el desarrollo de la actividad económica. Pero lo que se acepta como pago ha cambiado con el tiempo. 

Los metales preciosos como dinero

El intercambio de monedas de metales preciosos fue uno de los primeros métodos de efectuar pagos en varias economías

Desde su uso empezaría también el aumento de todo lo relacionado con la contaminación.

El uso de metales preciosos como dinero fue gradualmente superado:

  • primero por los recibos de oro alojados en orfebrería,
  • luego por billetes redimibles en metales preciosos,
  • y hoy en día por billetes cuyo valor no depende del oro sino si no de la política monetaria del banco central emisor.

 

El dinero entro también en la revolución digital, y el desarrollo de las nuevas tecnologías ya esta afectando directamente las formas de pagos y todas las formas de hacer transacciones financieras.

Ahora podemos comprar y pagar con tarjetas de crédito o debito. 

Hemos usado dólares, pesos, bolívares, bolivianos, euros, soles, y un largo etcétera, hasta oro para el intercambio financiero.

Pero ahora vamos a usar y estamos ya realizando transacciones en bitcoin, Ethereum, Litecoin, entre otras mas de 100 monedas digitales que existen actualmente.

¿Qué son las bitcoin y la desaparición física de la moneda?

 

moneda-virtual-bitcoin

Las monedas y la contaminación, un binomio que afectaría a las “bitcoin”, también. Fuente: Michael Wuensch.-

Es una moneda virtual o una divisa electrónica.

Su gran ventaja radica en que es una moneda descentralizada y nadie la controla.

Veremos un futuro sin dinero físico, países como Dinamarca y Suecia ya están modificando sus leyes y el aparato financiero para adaptarlos a las monedas digitales, según se leen los pros y contras en el portal “El Financiero“.

“Desde el 1ero de Enero de este año 2016, según lo aprobado por el parlamento danés, los negocios y comercios se pueden negar a aceptar dinero en efectivo como pago”.

Con estas medidas se está aspirando a erradicar completamente, para el 2030, el uso del dinero físico.

En nuestra región latinoamericana, al parecer Ecuador esta emergiendo como uno de los primeros países en querer impulsar el uso de la moneda digital a mediano plazo.

Pero ¿por que les hago toda esta antesala hablándoles del dinero digital?, porque muchos expertos empiezan a ver, el uso de las monedas digitales y toda la tecnología que esta detrás de ellas, como una amaneza para el medioambiente.

El impacto ambiental de las monedas digitales 

 

Según el investigador Sebastiaan Deetman, el bitcoin, una de las monedas digitales mas usadas, podría consumir tanta electricidad como la que consumirá Dinamarca en el 2020.

Si llevamos a comparar con España, el consumo de esta moneda equivaldrá al consumo energético de la comunidad de Madrid.

Deetman dice: “soy un investigador ambiental comprometido y me he convertido recientemente en un entusiasta de bitcoin

Algunos expertos han calculado que una sola transacción con bitcoin requiere tanta electricidad como el consumo diario de 1,6 hogares estadounidenses, y ese número ha aumentado cada día mas.

Dicen los expertos que adoptar las monedas digitales como únicas monedas “exacerbaría el cambio climático antropogénico al aumentar innecesariamente el consumo de electricidad hasta que sea demasiado tarde”.

La afectación en favor del calentamiento global vendría porque se requieren del uso de varias computadoras para procesar toda esta información.

Conclusiones sobre “Las Monedas y la Contaminación”

 

Desde ya me ha gustado mucho el artículo por cubrir un campo realmente nuevo y poco difundido.

El binomio de ” Las Monedas y la Contaminación “ debe ser considerado desde varios ángulo, por no decir que integralmente.

Si vemos desde la óptica de la salud pública y el medio ambiente, hemos leído que el dinero y las monedas “tradicionales” son excelentes vectores de microorganismos y que el usar agua, jabón y desinfectante para manos no viene a mal.

Si analizamos con ojos tecnológicos, el uso de monedas virtuales vendrá a elevar el consumo de energías, por ende habrá más CO2 liberado para terminar en “aportar” al cambio climático.

Pero hay algo que está claro, la tecnología no para, mas bien acelera.

Pregunto:

¿Vaya a saber si el hecho de dejar de elaborar, fundir, crear, transporte el dinero que conocemos por el uso de las divisas digitales que no necesitan más que energía y grandes infraestructuras informáticas serán menor o mayores consumo de combustibles y liberación de gases de efecto invernadero? 

¿Crees que el dinero digital tenga futuro?

Espero que te haya gustado el articulo y que aportes con tu punto de vista con el objeto de enriquecer el tema de las monedas y la contaminación.

Compártelo:

Marcelo M.

Marcelo Moscoso P. consultor ambiental, formado en Ingeniería Agronómica y Medio Ambiente.Tengo este blog que se nutre de ciencia, el medio ambiente y los animales.Bienvenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*